Ante el evento sucedido en la playa llamamos a la reflexión sobre el manejo de menores en cuatriciclos o cualquier otro vehículo. Como adultos debemos no sólo cuidarlos sino hacer que tomen conciencia de que un vehículo es un arma que puede dañar su integridad y la de sus semejantes . No olvidemos la cantidad de vidas que se pierden diariamente por accidentes evitables.

Gracias y Felices Pascuas

La Subcomisión de Disciplina